Cómo ir del Aeropuerto de Gatwick al Centro de Londres

gatwick centro de londres

El aeropuerto de Gatwick, más conocido como London Gatwick (de código LGW), es el segundo más grande de Londres y el segundo con más movimiento de todo el Reino Unido, solo superado por el archiconocido Heathrow. Está a unos 46 kilómetros al norte de Londres.

El tráfico que mueve es de al menos unos 30 millones de pasajeros anuales, y ofrece más de 200 destinos. Los vuelos chárter de hecho tienen que pasar todos por aquí, porque en Heathrow no pueden operar.

 

 

Gatwick – Centro Londres:

Vamos a lo que vamos: cómo llegar a Gatwick desde Londres y viceversa. Las opciones son las de siempre: tren, bus, taxi y coche.

El tren es, como viene siendo habitual en el Reino Unido, la mejor opción. El Gatwick Express es un tren que solo tarda media hora en llegar hasta la Victoria Station, en el centro de la ciudad.

Además la frecuencia con la que lo hacen es de 15 minutos, así que no hay mucho problema en perder uno porque el siguiente pasa pronto. Circulan desde las 5 de la madrugada hasta las 23:45.

El billete simple cuesta 19£, pero si se compra ida y vuelta se queda en 34’90£, y además se pueden comprar con hasta un mes de antelación. Los niños entre 5 y 15 años viajan a mitad de precio.

Esta opción es la más rápida, pero hay otras un poco más económicas de otras compañías: SouthernRailway y First Capital Connect.

Además de a Victoria Station, llegan hasta London Bridge o City Thameslink (al lado de StPaul’s Cathedral). Son opciones útiles si no hay que llegar hasta Victoria y además se va sin prisa. El precio oscila entre las 11 y las 15 libras esterlinas.

Si bien el tren es la opción más cómoda y rápida, la más barata sin lugar a dudas es EasyBus. Los minibuses de la aerolínea EasyJet puede llegar a costar tan solo dos libras si se compra con bastante antelación y en ciertos horarios.

El mayor problema que presentan estos autobuses, aparte de una previsible incomodidad, es el tiempo que tardan: con sus paradas incluidas tarda alrededor de 80 minutos (una hora y veinte) en llegar a Victoria Station, su destino. ¿Compensa pagar más para tardar tres veces menos? En tus manos lo dejamos.

Por supuesto, te puede dar un ramalazo derrochador y decidir que prefieres ir en coche. En ese caso, es más recomendable alquilar uno con chófer que coger un taxi. Que lo sepas.

El servicio de transfer, como se le conoce, consiste en que el chófer te estará esperando en el hall de llegadas de Gatwick con un cartel con tu nombre. Te llevará directamente al hotel o donde lo necesites.

El precio base de este servicio no es barato, obviamente, pero tampoco es para tirarse de los pelos teniendo en cuenta lo que ofrece. Parte de las 70£ y es considerablemente cómodo.

Como estamos diciendo, lo peor de todo es el taxi. El trayecto puede durar una hora (y son solo 46 kilómetros), y el coste se va a las 85 libras lo más barato, pudiendo llegar incluso a las 110£.

 

En resumen

Estas son las opciones para ir de Gatwick al centro de Londres explicadas en una cómoda tabla:

Medio de transporte Precio Duración
Gatwick Express 19£ 30 minutos
Southern Railway / First Capital Connect 11-15£ 45-50 minutos (depende de la estación de destino)
Autobús Entre 2 y 10£ 80 minutos
Coche con chófer Desde 70£ 1 hora
Taxi Desde 85£ 1 hora

 

Acerca del Aeropuerto de Gatwick:

¿Y qué aerolíneas son entonces las que operan en Gatwick?

Siendo el segundo con más tránsito de todo el Reino Unido es de esperar que el número no sea pequeño tampoco.

Entre otras, las más grandes son British Airways, US Airways, Air Europa, Lufthansa, SAS, Qatar Airways y Virgin Atlantic.

También operan compañías de bajo coste: la irlandesa Ryanair, por supuesto. Vueling y Norwegian Air Shuttle son otras compañías de vuelos baratos que dejan pasajeros en Gatwick.

Ahora mismo en este aeropuerto solo hay operativa una pista, y aunque hubo intención de construir una segunda lo cierto es que hasta 2019 no se podría (se firmó en 1979 que no se permitiría), los habitantes de los alrededores protestaron por los rumores de posibles ampliaciones.

Finalmente el Gobierno decidió expandir los de Stansted y Heathrow, dejando Gatwick como está. Eso sí, los gerentes del aeropuerto han hecho una nueva consulta para hacer una pista al sur, dejando los pueblos de Charlwood y Hookwood (los más cercanos) intactos.

 

Historia del Aeropuerto de Gatwick:

Hechas las presentaciones, vamos a conocer un poco más del aeropuerto y su historia.

El nombre de Gatwick viene de lejos en el tiempo: nada menos que de 1241, que es como se llamaba el feudo que existió en la ubicación hasta el siglo XIX. El significado es algo así como “corral”: deriva de los términos gāt (cabra) y wīc (estancia) del inglés antiguo.

El aeropuerto como tal empezó a existir a finales de los años 20, y lo que se fundó en un principio fue un aeródromo. No fue hasta 1930 que se consiguió la licencia para operar vuelos –privados– en la zona.

En 1933 fue cuando el Ministro del Aire inglés aprobó la llegada y salida de vuelos comerciales del aeropuerto. Al año siguiente, el por entonces propietario de Gatwick (Morris Jackaman) consiguió la licencia de aeródromo público.

Un par de años después Gatwick tenía su propia estación de tren, que le llevaba dos trenes por hora desde la estación de Victoria. Unos días más tarde la que abre es la estación de Tinsley Green, a menos de una milla. Gatwick queda perfectamente comunicado.

El aeropuerto no ha dejado de crecer casi desde su fundación, a pesar de los problemas que se ha ido encontrando en su historia (sobre todo con la falta de espacio, teniendo en cuenta que solo tiene una pista).

Tanto es así que en 2014 batió un récord inaudito: 906 vuelos entraron o salieron el 29 de agosto, uno cada 63 segundos de media. Es el primer aeropuerto que consigue semejante tráfico con tan solo una pista.

En resumen, Gatwick no es para nada una mala opción para viajar a Londres, ofrece muchas alternativas de vuelos y llegar hasta el centro desde allí no es complicado, ni lo es volver cuando nos toque regresar.

Si queréis agregar más información o contarnos cualquier historia, hacedlo aquí mismo en los comentarios. Y si os ha gustado el artículo no olvidéis de darle a ‘Me gusta’ en Facebook.